Este abril no tenemos #SAME2020, pero os invitamos a reflexionar sobre cuál es #LaMejorLección

“Cuando todo pase” está siendo el mantra más repetido estos días para referirnos a todos esos planes que hemos tenido que dejar aparcados hasta que, en un momento aún incierto, “volvamos a la normalidad”. La Semana de Acción Mundial por la Educación (SAME) es uno de esos proyectos que teníamos marcados en el calendario y que, debido al confinamiento, el distanciamiento social y el cierre de los centros educativos, no podrá celebrarse como en los últimos diecisiete años.

La SAME, que debería haber tenido lugar esta semana (del 26 de abril al 3 de mayo) en todo el mundo, era uno de los momentos más importantes del año para todos los y las activistas por el derecho a la educación; un momento en el que se materializaba el trabajo de todo un año, y cientos de miles de personas nos lanzábamos a las calles en decenas de ciudades de España, y cientos de ciudades de todo el mundo, con un objetivo común: visibilizar el papel esencial de la educación en la construcción de sociedades más justas y sostenibles; movilizar a la ciudadanía en defensa del derecho a la educación, que millones de niños, niñas y jóvenes siguen viendo vulnerado; y exigir a los representantes políticos que cumplan con sus compromisos en esta materia.

Aunque este año las circunstancias no nos permitan llenar los espacios públicos de activistas, no cabe duda de que los objetivos de la SAME están más vigentes que nuncaCon ese deseo os invitamos a que no olvidéis que esta semana habría sido la semana de nuestra #SAME2020 y que, aunque no podamos celebrarla cómo siempre, sí podemos visibilizar y reivindicar el derecho a la educación desde nuestros hogares, en nuestros entornos, entre nuestras redes y a través de las redes.

Por eso, os pedimos que, esta vez, lo hagáis dando toda la visibilidad posible a #LaMejorLección (Aprendizajes en tiempos de COVID-19), reflexionando y compartiendo en las redes sociales cuál es para vosotros y vosotras #LaMejorLección de estos días en torno al derecho a la educación. Es imprescindible que, aunque esta vez no podamos salir a las calles, sigamos oyendo vuestra voz. Ramón Almansa, Director Ejecutivo de Entreculturas nos comparte su mejor lección:

Las consecuencias de la pandemia de COVID-19 en los sistemas educativos amenazan con ampliar aún más la brecha en el acceso a una educación equitativa, inclusiva y de calidad, con efectos devastadores y un retroceso aún difícil de medir en los avances realizados en las últimas décadas. Así pues, tenemos más motivos que nunca para volver a llenar las calles para reivindicar que todas las personas deben tener la posibilidad de ejercer su derecho a una educación equitativa, inclusiva y de calidad. A reclamar que ése es el compromiso que han adquirido los Estados, a través de la Agenda 2030 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). Aún no podemos saber si estas reivindicaciones tendrán lugar en el marco de una #SAME2020 celebrada en otro momento del año, o en el marco de otras iniciativas de la CME, pero lo que sí tenemos claro es que volveremos a salir a las calles, porque ahora más que nunca necesitamos ese espacio de reivindicación, encuentro y construcción ciudadana. 

Dejar una contestacion